Saltar al contenido

Unas cejas perfectas.

    Solemos pensar que nuestras cejas no necesitan un cambio de aire, ni un ligero rellenado para verse mejores, y ¡que equivocados estamos! Este es uno de esos casos en los que la forma de la ceja era bonita, gozaba de una cantidad de pelo normal, pero el cambio ha sido ¡absolutamente maravilloso! Hemos conseguido remarcar su mirada y subir sus rasgos. ¡Ven a realizarte el estudio gratuito! Te asesoramos